Torre de San Andrés

La torre de San Andrés es exenta, de planta cuadrada y con un machón de ladrillo central. El acceso a la misma se localiza a los pies de la nave septentrional de la iglesia, mediante de una escalera cimentada a partir de bóvedas de aproximación de ladrillo. El ascenso se realiza mediante peldaños de ladrillo que todavía conservan la arritmia constructiva de la obra original.

Cronológicamente la fase más antigua se corresponde con su base (S. XII), delimitada con esquinales de piedra que, conforme ascendemos, son sustituidos por ladrillo.

 

Este sitio usa cookies de navegación, que recogen información genérica y anónima, siendo el objetivo último mejorar el funcionamiento de la web. Si continuas navegando, consideramos que aceptas el uso de cookies. Más información sobre las cookies y su uso en POLITICA DE COOKIES