Convento de San Clemente

Este edificio, desde el siglo XIII, está ocupado por las monjas de clausura de la orden cisterciense de san Bernardo. Es uno de los primeros conventos de asentados extramuros, como se practicaba en el siglo XII, porque en su interior fue enterrado el infante don Alfonso, hijo de Alfonso VII por voluntad expresa del rey. Lo protegía también de manera especial Alfonso X El Sabio, nacido en Toledo el día de San Clemente.

Llegó a ser, gracias las mercedes reales y de los nobles, cuyas hijas confesaron en la orden, uno de los conventos más extensos y más ricos en propiedades y rentas en la ciudad y la diócesis. Del edificio original del siglo XIII queda sólo la techumbre de la sala capitular.

En el siglo XVI Alonso de Covarrubias trazó el nuevo convento, la iglesia y su portada muy italianizante con decoración plateresca, novedad del momento. El convento posee tres claustros, dos de ellos mudéjares-renacentistas, de Nicolás de Vergara El Mozo, destacando el "Claustro de las Procesiones". En el refectorio se ha restaurado recientemente un alfarje del siglo XIII con decoración heráldica de Fernando III el Santo y azulejos del XVI.

Es muy interesante el trascoro decorado con azulejería, con bella sillería de madera, siendo destacable la silla abacial, firmada por Felipe de Vigarny.

La iglesia es de una nave con bóvedas de crucería, muy restaurada a finales del s. XVIII por una disposición del cardenal Lorenzana. En aquel tiempo volvió a ser residencia de la familia real, de las hijas del infante don Luis, hermanas queridas del cardenal Luis María de Borbón y sobrinas del Carlos III.

La leyenda dice que en este convento se elaboró el primer mazapán toledano, volviendo recientemente las monjas a tan dulce artesanía.

 

Este sitio usa cookies de navegación, que recogen información genérica y anónima, siendo el objetivo último mejorar el funcionamiento de la web. Si continuas navegando, consideramos que aceptas el uso de cookies. Más información sobre las cookies y su uso en POLITICA DE COOKIES